China se expande mientras el resto del mundo se contrae

La economía china se expandió un 2,3% durante el año pasado, incluso en medio de la pandemia, mientras el resto del mundo se contrajo. Se espera que para este año, la economía china continúe en expansión y podría crecer un 8,4%, siendo este su ritmo de crecimiento más rápido en una década. Incluso con las tensiones comerciales con Estados Unidos, China ha sorprendido al mundo con una recuperación económica bastante rápida.

En China fue donde empezó la pandemia del coronavirus, pero también fue el país que más rápido logró controlarla y volvió a abrir su economía primero que el resto del mundo. Los fuertes controles del gobierno permitieron que se controlara la pandemia, mientras que el estímulo económico hacia los pequeños comerciantes también contribuyó a que la economía china tuviera una buena recuperación.

Tras haber superado la crisis sanitaria primero que el resto del mundo, las fábricas chinas les han estado vendiendo suministros para la pandemia a los demás países y eso ha contribuido al crecimiento industrial. Durante el primer trimestre del año pasado, la economía china estuvo en contracción, lo mismo que el resto del mundo en el pico de la pandemia, pero para el resto del año, la recuperación fue realmente impresionante.

Durante el mes de diciembre, las exportaciones chinas aumentaron más de lo esperado y ese ha sido el principal factor del crecimiento económico en el gigante asiático. Sin embargo, el consumo local todavía no despega del todo a medida que se teme que aumenten de nuevo los contagios por coronavirus. No obstante, aunque la economía china haya crecido más de un 2% durante el 2020, en realidad es una cifra realmente baja en comparación con años pasados.

Durante su expansión más acelerada, la economía china estuvo creciendo por encima del 8% al año, pero incluso desde antes de la pandemia, su expansión estuvo un poco por encima del 6%, indicando que ya se estaba desacelerando. Mientras que el sector manufacturero creció un 7,3% durante el mes pasado, las ventas minoristas cayeron un 4,6% y eso es otra señal de que el consumo interno se ha debilitado.

Las acciones globales se debilitan

Aunque los datos económicos de China han sido alentadores, eso no ha sido suficiente para impulsar de nuevo a las acciones globales, las cuales siguen siendo presionadas por la incertidumbre alrededor del aumento de contagios por coronavirus a nivel mundial. En Europa, los principales índices de bolsa inician la semana algo mixtos, presionados por la fallida negociación entre la cadena francesa de supermercados, Carrefour (PA:CARR) y Alimentation Couche-Tard de Canadá.

En Estados Unidos, el dato de ventas minoristas salió por debajo de lo esperado durante el viernes pasado, indicando una desaceleración económica en la primera economía del mundo tras el aumento de contagios. En Europa la situación es muy similar e incluso se teme que la economía alemana sea fuertemente golpeada si continúan las restricciones de movilidad y confinamientos.

El aumento de la aversión al riesgo en los mercados globales ha apoyado al dólar de nuevo, el cual continúa retrocediendo al alza tras la fuerte caída que traía. El dólar vuelve a actuar como instrumento refugio, especialmente cuando la tasa de rendimiento de los bonos soberanos estadounidenses se mantiene levemente al alza. Adicionalmente, el dólar estaba sobre-extendido a la baja y propenso a una corrección alcista.

Corrección en el índice del dólar

El índice del dólar corrige al alza desde un mínimo en el 89,14, pero es posible que la zona del 91,00, junto con la media móvil exponencial de 55 días actúe como resistencia. De superar el 91,00, su próxima resistencia podría estar en el 92,00. Hacia abajo, el 90,00 podría actuar como soporte, pero el soporte más relevante sería el último mínimo que hizo en el 89,14.

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *